Coach De La Empresaria

359.- TIPS PARA CONCILIAR LA VIDA FAMILIAR Y LA VIDA LABORAL


SUSCRÍBETE:

La conciliación de la vida familiar y laboral es una gran preocupación en la sociedad actual, en la que las mujeres se ven mayormente implicadas, ya que quieren dedicarle tiempo de calidad a sus hijos y familia, pero sin dejar de ser unas buenas profesionales.

Además, y precisamente por el mismo bienestar de la familia, es importante la generación de ingresos, para lo que es necesario dedicar horas al trabajo o negocio. Realmente, no hay por qué renunciar a una cosa por la otra, y con un poco de organización, puedes llegar a todo.

A continuación voy a darte 6 tips para que puedas compaginar tu vida familiar y laboral, sin que ninguna se perjudique, y dando la máxima calidad a ambas facetas de tu vida.

1.- Planificación y gestión del tiempo

Quien no planifica su vida y su trabajo, está planificando su fracaso. Es vital que inviertas tiempo en tu planificación, tiempo que finalmente te ahorrarás. Nunca perderás el tiempo en una buena planificación, ya que luego lo recuperarás con creces.

Utiliza la agenda, tanto para organizarte en tu trabajo, como en tu vida personal. Debes contar con una agenda, sin excusas, si realmente quieres conciliar. Planifica tu agenda de forma realista, no pongas más cosas de las que puedes hacer, si luego te sobra tiempo podrás adelantar, pero no te programes demasiado de entrada.

Administra inteligentemente tus actividades, no hay por qué hacerlo todo a diario, seguro que hay mucha cosas que puedes distribuir en una, dos o tres veces por semana o al mes…la frecuencia que tu elijas.

2.- Delegar

No eres superwoman, ni tienes por qué serlo. Delegar es algo que nos cuesta muchísimo, en parte porque no se nos ha educado para pedir ayuda y también porque pensamos, que nadie lo hará como nosotras.

Pero si realmente quieres conciliar y dar tiempo de calidad a tu profesión y a tu familia, debes aprender a delegar. Parece que si pedimos ayuda, ya no somos tan independientes ¿verdad?, y es justo lo contrario, pedir ayuda es parte de tu responsabilidad como ser humano independiente que eres, cuando ves que tú sola, no llegas a todo.

Delega parte de las tareas de tu hogar, ya sea en otros miembros de la familia o contratando una asistenta si puedes permitírtelo. También en tu negocio, puedes delegar, hay muchas formas, ya sea contratando o en subcontratas por proyectos. Tal vez ya tienes empleados a los que no estás sacando el partido que podrías.

Reflexiona también, si tal vez estés asumiendo tú más tareas en tu casa o empresa, solo por el hecho de ser mujer.

3.- Poner límites

Debes poner límites, tanto al tiempo que dedicas a tu trabajo como al de tu familia, y no debes salirte de ellos, salvo en caso de emergencia, y aún así, en caso de emergencia, siempre puedes compensar el tiempo que has ocupado de más en una de las facetas, a favor de la otra, en la siguiente ocasión.

Si tu caso es que trabajas por cuenta ajena, y tienes poca capacidad de flexibilizar, trata de negociar con tu jefe, un cambio de horarios en el que cumplas con tu horas, o bien que si terminas tu trabajo a tiempo, te permita salir antes. Y si nada de esto es posible, tal vez es el momento en el que te plantees buscar otro trabajo, si realmente quieres conciliar.

4.- Estar en el presente

Vivir el ahora, algo tan importante, tanto para tu felicidad como para dar el cien por cien de ti. El tiempo que dediques a tu trabajo, estate al 100 % y no estés pensando en lo que tienes que hacer después, y viceversa, cuando estés con tu familia, estate con ellos al cien por cien (esta es una de las razones por la que es tan importante la agenda).

Si estás en lo que estás en cada momento, serás más eficiente y necesitarás menos tiempo para acabar tus tareas, con lo cual tendrás más tiempo para todo, y de mucha calidad.

5.- Orden

El orden también es fundamental para ejecutar las tareas más rápido, que esté todo listo y a punto, sin desperdiciar tiempo en búsquedas. Cuando mi hija y mi nieta eran bebes, el extremo orden me permitía agilizar los procesos del baño y de su comida.

6.- Ingresos pasivos

Los ingresos pasivos son esos que llegan mes a mes, sin necesidad de tener que ir a trabajar, por lo que pueden ser de gran ayuda para conciliar. Ya sea el cobro de una renta por un local, piso o por una plaza de garaje. Sí, ya se que todos no tenemos esas facilidades, pero siempre hay cosas que se pueden hacer.

En mi caso tengo ingresos todos los meses por e-books que escribí una vez, pero me generan ingresos cada vez que se venden. También del autorrespondedor que uso, y que recomiendo a mis clientas. Lo recomiendo una vez, pero cobro todos los meses de la mensualidad que pagan ellas.

 

¿Has comenzado a trabajar ya en tu conciliación? Comparte conmigo tu experiencia, dudas e inquietudes aquí debajo en la zona de comentarios, prometo responder a todos.

Solicitar ahora 1Para recibir mi ayuda privada, rellena la solicitud que encontrarás en este enlace.

https://www.coachdelaempresaria.com/coaching-para-empresarias/

Ana Zabaleta
“Coach de la Empresaria”
www.anazabaleta.com

 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO MEDIANTE LOS BOTONES QUE TIENES AQUÍ ABAJO



Sobre la autora: Ana Zabaleta, “La Coach de la Empresaria”, te enseña técnicas para sacar más rendimiento a tu negocio y en tu vida personal. Si quieres dedicarle el tiempo justo a tu negocio, disfrutar de tu familia y sacar el máximo partido de cada cosa que emprendas inscríbete en el boletín gratuito valorado en 97 euros. Es tuyo gratis llenando el siguiente formulario. Sin spam y privacidad garantizada.

SI TE GUSTÓ EL ARTÍCULO DÉJAME TU COMENTARIO

Deja un comentario

Hola, soy Ana y quiero contactarme contigo, solo has clic en este botón para charlar..

Hablame por WhatsApp